¿Cómo quitar un Esmalte Permanente en casa?

Si no sabes cómo sacar el esmalte permanente, queremos que sepas que es una tarea fácil y rápida, y lo podrás hacer cómodamente en casa. Da igual si son esmaltes permanentes baratos o de alta gama, el retirado no varía.

¡Quédate te lo explicamos!

quitar esmalte gel

6 Pasos Fáciles para Retirar el Esmalte en Casa

Te explicamos paso a paso todo los detalles para que puedas sacar cómodamente el esmalte en casa, de una manera rápida, sencilla ,y lo más importante, sin dañar tu uña.

1. Prepara los utensilios

Antes de comenzar prepara todos los utensilios que vamos a necesitar para la retirada del esmalte permanente. Primero de todo, coloca una toalla en la zona que vayas a trabajar.

Te aconsejamos que antes de ponerte manos a la obra, previamente hayas cortes el papel de plata, no es necesario que sean muy grandes, en forma de rectángulo será suficiente. Si quieres ahorrarte este paso, existen envolturas ya hechas con el algodón incorporado.

A continuación, necesitarás removedor de esmalte, no quitaesmalte, no es lo mismo, un palito de naranjo, de los de madera, los papeles de aluminio, trocitos de algodón, lima, lima pulidora, aceite o acondicionador para uñas.

2. Lava tus manos

Es muy importante, que antes de realizar el proceso, laves y desinfectes tus manos antes de empezar. De esta manera eliminarás los residuos que puedan haber en las uñas, algunos interfieren e impiden un buena retirada.

3. Protege las cutículas y la piel

Si tu piel es seca y tiendes a tener padrastros, te aconsejamos que antes de empezar el proceso de quitar el esmalte semipermanente, pongas alrededor de cada uña un poquito de crema. Esto evitará que te escuezan las heridas y que tu piel se seque más.

4. Envolturas

Antes de colocar las envolturas, pasa una lima por encima del esmalte, de manera superficial y suave. Con cuidado, no queremos llegar a la uña, simplemente romper el top coat transparente para que quede poroso y el líquido penetre mejor.

Llega el momento de envolver las uñas en papel de plata, algodón y líquido removedor. Impregna generosamente el algodón en líquido removedor, colócalo encima de la uña y envuélvelo con papel de plata.

Asegúrate de que el papel de plata está firme, de lo contrario, si está suelto y endeble, el líquido puede evaporarse y luego costará más retirarlo o directamente no se deshará el esmalte.

5. Deja actuar y retira

Llega el momento de dejar actuar, para ellos deberás esperar entre 10 – 15 minutos. En este tiempo de espera evita realizar cosas, es mejor estar quieto, sentarse y esperar. Una tarea difícil para los más impacientes.

Pasado el tiempo, es muy importante retirar las envolturas una a una, es decir, primero retira una envoltura y retira, una vez finalizada una, ya podrás desenvolver y retirar otra.

Ayúdate y usa el palito de naranjo para retirar suavemente el esmalte. Comienza en la cutícula y empuja suavemente hacia el borde de la uña. Hacerlo en esta dirección evitar dañar y rallar la uña.

6. Hidratar

Una vez finalizadas todas las uñas, pasa una lima pulidora para acabar de suavizar la superficie y acabar de retirar residuos. Recuerda, es muy importante hacerlo en la misma dirección.

Aplica aceite de cutículas y listo. El acondicionador de uñas es importante aplicarlo, ayuda a la regeneración de la uña, hidrata y mantiene los niveles de agua óptimos para que las futuras manicuras duren.

Deja un comentario